Porsche se despide del diésel

Porsche se despide del diésel

Con el propósito de entrar de lleno en los sistemas de propulsión híbridos y potenciar los eléctricos para el futuro, Porsche ha dejado de producir vehículos con motores diésel 

Acaba de llegar una noticia que puede remecer el mundo automotriz y de la industria de los combustibles. Se trata que Porsche ha anunciado que finalizará su producción de vehículos diésel, algo que ya más o menos se veía venir.

Tal decisión puede deberse, básicamente, a las tendencias del mercado y las exigencias de sus clientes , por lo que Porsche finalizó su comercialización de su último diésel en Europa, de la gama Macan, pues ya se definió que no hay más sitio para nuevas versiones con ese tipo de combustible. Asimismo, se supo que el Porsche Panamera también finalizó su producción hace algunos meses. 

Las razones

Si Porsche ha decidido tomar tal decisión es porque, sin duda, no necesita del diésel. Además, porque saben que lo que piden sus clientes son motores de gasolina y, sobre todo, híbridos. Por supuesto, Porsche ya viene teniendo una gama realmente amplia de vehículos gasolineros y un 60% de sus Panamera venidos en Europa son híbridos. Otra razón de suma importancia es debido a las diferentes amenazas de prohibición del petróleo en ciudades europeas, y sobre todo alemanas.

Asimismo, Porsche ha renunciado al diésel por las acusaciones que han venido recibiendo en los últimos años, en aquel escándalo que tuvo que afrontar el Grupo Volkswagen (propietarios de Porsche), llevándolos a realizar actualizaciones de software.
renuncie al diésel la encontramos en las acusaciones de manipulación que han vivido en los últimos años, como parte del escándalo que tuvo que afrontar el Grupo Volkswagen, que llevaría incluso a Porsche a iniciar una llamada a revisión, que implicaba un actualización del software.

Enfocados en los híbridos y eléctricos

Porsche Panamera Turbo S E-Hybrid

 

El mundo está cambiando y la perspectiva de la conducción también. Por lo que Porsche tiene un gran objetivo: el desarrollo de una gama de productos híbridos y eléctricos altamente competitiva. Para eso, realizarán una inversión millonaria, ya no solo para seguir desarrollando sus híbridos, sino sobre todo para lanzar en 2020 su primer coche eléctrico dedicado, un Porsche Mission E – este no es aún su nombre definitivo, sino el del proyecto – que promete grandes autonomías (por encima de los 500 kilómetros), altas prestaciones (0 a 100 km/h en menos de 3,5 segundos y más de 250 km/h de punta) y tiempos de recarga similares a los que necesitas para realizar una parada en una estación de servicio para tomar un café (400 kilómetros de autonomía recargados en menos de 20 minutos).

En Porsche esperan que, cada cuatro de sus autos vendidos en 2025, cuenten con una mecánica eléctrica. Y para ello, además de las importantes inversiones que ha previsto la marca, han contratado 300 nuevos desarrolladores.

El diésel, cada vez más, está siendo menos utilizado por las grandes empresas automotrices. Las exigencias cambian, es por ello que buscan anticiparse a los grandes cambios que se vienen en un futuro cercano. El petróleo ya no se necesita tanto como antes, eso es lo cierto.


Derechos de autor © 2009 - 2019 Nitro! es marca registrada de Visual Art.