¿Te imaginas conducir un automóvil a 308 kilómetros por hora? Lo que para algunos podría ser un trágico accidente seguro, para otros podría ser el éxtasis más grande que podrían tener. Sí, así es, porque todo amante de los fierros, al menos por una única vez, anhela subirse al coche más rápido de la ciudad y pisar el acelerador sin temor a nada.

¿Te imaginas conducir un automóvil a 308 kilómetros por hora? Lo que para algunos podría ser un trágico accidente seguro, para otros podría ser el éxtasis más grande que podrían tener. Sí, así es, porque todo amante de los fierros, al menos por una única vez, anhela subirse al coche más rápido de la ciudad y pisar el acelerador sin temor a nada.


Copyright © 2009 - 2019 Nitro! es marca registrada de Visual Art. Todos los derechos reservados.