AAP hace solicitud al Gobierno
Para apertura de salas de ventas

AAP solicita al Gobierno apertura de salas de ventas al 20%

La Asociación Automotriz del Perú, representante de las empresas formales de automóviles, motocicletas, camiones y buses, así como de comercialización de repuestos, servicios de talleres y actividades conexas, reafirma su total compromiso con la reactivación económica y social del Perú, e invoca al Gobierno a autorizar el funcionamiento al 20% de aforo en salas de ventas y espacios como  talleres, venta de repuestos y accesorios con todas las estrictas condiciones de bioseguridad que ya se venían cumpliendo.

Las restricciones dictadas por el Gobierno a partir del 1 de febrero de 2021 han obligado a los concesionarios a cerrar sus puertas, deteniendo el proceso de reactivación del sector, lo que inclusive llevará una caída en el nivel de ventas y comprometerá la recuperación del empleo. El sector automotor junto con las actividades conexas genera cerca de 400,000 puestos de trabajo formales en el país. Durante al año 2020 la venta de vehículos livianos (autos y camionetas) y pesados (camiones y buses) ya sufrió una contracción promedio del 25%.

Las salas de ventas son espacios de exposición de vehículos y novedades de la industria automotriz. Por la naturaleza de los bienes, estos locales son amplios y ventilados. Antes de la pandemia tenían un aforo real que no supera el 20% de su capacidad, lo que descarta la posibilidad de aglomeración de personas. Adicionalmente, los asociados de la AAP cuentan con todos los protocolos de salubridad, elaborados en base a las recomendaciones de rigurosas normas internacionales y que cumplen con todos los requisitos para realizar sus actividades sin poner en riesgo a la población y a los sectores productivos que demandan vehículos y servicios.

Las recientes restricciones impuestas por el Gobierno entorpecen la optimización del aporte del sector automotor al desarrollo del país a través de la renovación del parque automotor, lo que se traduciría en menores niveles de contaminación y reducción de siniestros de tránsito; con efectos inmediatos e importantes en el crecimiento económico sostenible del país, la generación de empleo formal y por ende en la mejora de la calidad de vida de millones de peruanos.


Suscríbete a nuestra newsletter