la tecnología en lubricantes

El desarrollo sostenible es uno de los ejes centrales para las compañías automotrices en la creación de lubricantes. Los lubricantes y su constante evolución responden a un mayor cuidado de nuestro ecosistema y a nuevas exigencias de motores. ¿Qué tipo de tecnología tenemos ahora en lubricantes y cuán importante es ceñirnos a sus nuevas versiones?


Cuando escuchamos la palabra "turbo" automáticamente nos imaginamos automóviles veloces, sin embargo, este tipo de motores no solo están diseñados para lograr velocidad. Si estás considerando comprar un automóvil turbocargado, analiza antes esta información de los expertos de Chevrolet:

  1. Consume menos combustible
    Un motor con turbocargador produce la misma cantidad de energía que uno de mayor tamaño sin él, la diferencia es que el motor con turbo usará menos combustible. Por ejemplo, si ambos producen 200 caballos de potencia, la versión turbo puede hacerlo con sólo cuatro cilindros, mientras que un motor convencional requerirá de seis. Un motor turbocargado podría ahorrar hasta un 20% de combustible.

  2. Menos ruido
    El motor con un turbocargador es menos ruidoso que uno de aspiración natural, además posee un tamaño de motor generalmente mucho más pequeño para producir la misma cantidad de energía.

  3. Performance en altura
    A mayor altura, el rendimiento y generación de energía de un motor turbo incrementará considerablemente debido a que a mayor altura hay menor presión de aire y el turbo lo compensa. Por ejemplo, la nueva Chevrolet Captiva, posee un motor turbo de 1.5L de 230 Nm de torque, que brinda un mejor performance en lugares de gran altitud como Cusco, Arequipa y Huancayo.
  4. Mucho más ligero
    El motor turbo puede generar la misma potencia que un motor convencional de mayor cilindrada y tamaño, sin embargo, al ser más compacto te ayuda a ahorrar espacio y peso. Un vehículo entre más ligero es más eficiente.
  5. Menos contaminación
    Un motor con turbocargado es más pequeño que uno regular, quema menos combustible y genera menos dióxido de carbono, lo que significa que es más amigable con el medio ambiente.

El turbocompresor es parte de la tendencia de la industria automotriz que busca reducir el tamaño y la cilindrada de los motores para disminuir las emisiones contaminantes y optimizar el uso de combustibles.

El Dato:

En 1962, General Motors fue uno de los pioneros en la industria automotriz al desarrollar uno de los primeros vehículos turbo de producción: el Chevrolet Corvair Monza Spyder.

 Los turbocargadores se vienen desarrollando para motores de gasolina y diésel desde la Segunda Guerra Mundial.


Servicio de Postventa

Al comprar un automóvil, asumimos responsabilidades y obligaciones que vienen junto al paquete de nuestra nueva adquisición como son realizar los mantenimientos a nuestro engreído, ya que el uso diario de un auto hace que algunos componentes y piezas se desgasten, es por esta razón que se debe realizar un mantenimiento, cada cierto kilometraje, para evitar posibles fallas mecánicas, daños prematuros o accidentes.


Cambio de aceite al motor

En temporadas de invierno debemos cuidar nuestro carro, ya que muchas veces las fallas que presenta el vehículo son ocasionadas por los cambios climáticos. Además, los especialistas señalan que la parte más afectada durante esta estación es el motor por falta de mantenimiento.


Página 1 de 58

Copyright © 2009 - 2019 Nitro! es marca registrada de Visual Art. Todos los derechos reservados.