La venta de vehículos nuevos en 2023 concluyó con resultados mixtos

La venta de vehículos nuevos en 2023 concluyó con resultados mixtos

Según Alberto Morisaki, gerente de Estudios Económicos y Estadísticas de la Asociación Automotriz del Perú (AAP). Mientras las ventas de vehículos livianos aumentaron, las de vehículos pesados y menores experimentaron caídas. Morisaki señaló que la proyección inicial para las ventas de vehículos livianos nuevos en 2024 es un crecimiento de aproximadamente el 2%.

En cuanto a los vehículos pesados, se espera un crecimiento del 1.7%, respaldado por la recuperación de diversas actividades económicas como construcción, manufactura no primaria, agroindustria, el desempeño positivo de la minería y la recuperación de la inversión privada.

Para los vehículos menores, se proyecta una disminución de alrededor del 4%, aunque a un ritmo más lento que en 2023. Morisaki explicó que la normalización de la demanda de estos vehículos continuaría en 2024, ya que aún hay espacio para ajustes. En relación con las perspectivas económicas, se espera un crecimiento positivo del PBI en torno al 2%, según el consenso del mercado, mientras que la proyección oficial del Banco Central lo sitúa en el 3%.

En retrospectiva, Morisaki informó que, según datos oficiales de SUNARP, las ventas de vehículos livianos en diciembre de 2023 disminuyeron un 8.1% interanual, con un total de 11,629 unidades. Sin embargo, en términos anualizados, se comercializaron 164,485 unidades, experimentando un crecimiento del 2.9% en comparación con 2022. Las SUV lideraron las ventas con 74,943 unidades (+5.5% anual), seguidas de las pick up y furgonetas con 32,401 unidades (+1.2% anual), y las camionetas con 23,028 unidades (+18.7% anual). En contraste, las ventas de automóviles retrocedieron un 8.7% interanual, con 34,113 unidades vendidas.

Morisaki destacó que el comportamiento de las ventas estuvo influenciado por dos factores principales. Durante la primera mitad de 2023, se observó un impulso debido a la disponibilidad de unidades nuevas, tras la resolución de los problemas en la cadena global de suministros. Sin embargo, durante la segunda mitad del año, las ventas se desaceleraron debido al período recesivo en la economía peruana, reflejado en un menor consumo privado y el deterioro del mercado laboral.

En cuanto a la venta de minibús y ómnibus, en diciembre se registraron 170 unidades vendidas, con un aumento del 3% interanual. A lo largo de 2023, se reportaron 2,232 unidades vendidas, lo que representó una disminución del 7.7% en comparación con el año anterior. Morisaki explicó que este comportamiento también se atribuye al descenso de la inversión privada, los problemas climatológicos y la conflictividad social en la primera mitad del año, así como a las dificultades financieras de varias empresas de transporte urbano debido a la alta informalidad del sector.

Finalmente, las ventas de vehículos menores en diciembre de 2023 se ubicaron en 19,731 unidades, retrocediendo un 12.8% interanual. En términos anuales, se comercializaron un total de 327,623 unidades, experimentando una disminución del 9.2% frente a 2022. Al analizar la información, se observa que las ventas de motos sumaron 227,976 unidades (-9.2%), mientras que las trimotos alcanzaron 99,647 unidades (-9.3%). Morisaki enfatizó que este resultado se ve influenciado por el proceso de normalización de la demanda, tras el incremento significativo registrado en 2021. Comparando las ventas de vehículos menores en el último año con las comercializadas en los años previos a la pandemia (2015-2019, con un promedio de 276,280 unidades vendidas), aún existe un desfase en la demanda que se ha ido ajustando en los últimos dos años, agravado por la debilidad de la demanda debido a la caída de la economía peruana.

aap

Recomendado para ti