Cambio manual, automático o automatizado

Cambio manual, automático o automatizado

Una de las principales disyuntivas que tiene un conductor, es a la hora de elegir el cambio de su vehículo. Algunos se inclinan por la comodidad y otros por el control. Pero por qué decidirse solo por una opción si podemos tener ambas. A continuación explicaremos las diferencias entre un cambio manual y automático, para luego pasar a detallar que es un cambio automatizado.

CAMBIO MANUAL

La caja de cambio mecánica funciona a través de un sistema que pueda transmitir el torque o potencia del motor a las ruedas de forma controlada. Para lograr este objetivo, necesita de un mecanismo de embrague controlado por un pedal, el cual permite que la transmisión de torque del motor sea conectada o desconectada a voluntad del conductor. 

Cuando el pedal de embrague no está presionado, el torque del motor pasa a la transmisión, si en caso se presiona por completo se interrumpe el paso de torque del motor a la transmisión. Esta acción permite al conductor seleccionar la marcha del vehículo que puede ser entre una marcha baja para aprovechar el torque del motor o una marcha alta para darle velocidad.

La ventaja es el menor consumo de combustible y su reparación es menos costosa en caso de algún daño. La desventaja es que algunos conductores no logran controlar la coordinación entre el embrague y los cambios, con lo que podemos ocasionar serios daños al motor.

CAMBIO AUTOMÁTICO

La caja de cambios automática es aquella que puede realizar los cambios por sí misma a medida que el vehículo se mueve, liberando así al conductor de realizar los cambios manualmente. Trabaja con un fluido hidráulico que con la ayuda de un convertidor de par y un conjunto de engranajes planetarios proporcionan una multiplicación del torque del motor.

Los cambios se van realizando por 2 parámetros, el primero es la posición del pedal del acelerador (carga al motor) y el segundo la velocidad del vehículo. Esto permitirá a la transmisión cambiar a relaciones más largas, más tarde y a mayor régimen de motor cuando circule cuesta arriba respecto de cuando circule cuesta abajo o en llano.

Esto proporciona mayor comodidad a la hora de conducir por lo que es más preferido por las mujeres y es ideal en ciudades de alto flujo vehicular. Por el contrario su alto costo en mantenimiento y el desconocimiento de cómo operar un vehículo con este tipo de transmisión lo desmerecen. No es cierto que sean menos seguros que los vehículos con cambio manual, ni que se dañen más.

CAMBIO AUTOMATIZADO

El cambio manual automatizado permite acoplar las marchas de forma suave sin tirones y sin desgaste de los materiales. Gracias al acoplamiento secuencial y la falta del pedal de embrague, se consigue una forma especialmente deportiva del cambio de marcha con solo breves interrupciones en la fuerza de tracción. El cambio puede manejarse opcionalmente en modo automático o modo manual.

A diferencia del cambio manual, el cambio manual automatizado evita de forma eficaz los acoplamientos erróneos, es decir, permite una elevada precisión del cambio de marchas y con ello una conducción muy confortable.

1.- Partes del cambio manual automatizado:

Los procesos necesarios para un cambio de marchas se automatizan en diferentes componentes que se pueden resumir en 3 grupos:

COMPONENTES MECÁNICOS

La base del cambio manual automatizado es un cambio mecánico de 6 velocidades para el que se desarrolló una unidad hidráulica adicional.

SISTEMA ELÉCTRICO Y ELECTRÓNICO

De estos sistemas, forman parte la unidad electrónica de control con sus entradas y salidas, sensores que suministran señales de entrada a la unidad de control, la información de Bus de datos CAN en donde la unidad de control del cambio intercambia con otras unidades de control, señales de salida de la unidad de control del cambio y el cuadro de instrumentos que es activado a través del Bus de datos CAN. 

COMPONENTES HIDRÁULICOS

 - Depósito de aceite con filtro.

 - Empalme hidráulico con filtro.

 - Bomba hidráulica.

 - Acumulador de presión.

 - Válvula de accionamiento de freno.

 - Válvula de acoplamiento de la marcha.

 - Válvula de accionamiento del embrague.

2.- Concepto de seguridad

Durante la marcha del vehículo, la unidad de control del sistema supervisa constantemente las señales de entrada y salida así como el estado del sistema. Si se detecta un fallo, se reacciona de conformidad con el concepto de seguridad. Este se compone de estrategias para casos de emergencia, acciones para casos de emergencia y los modos de seguridad. Si se presenta un fallo en el sistema, las estrategias para casos de emergencia evitan situaciones críticas para el conductor. Estando el motor en marcha se reduce la funcionalidad del sistema. El conductor aún puede circular hasta el taller más próximo. Si se presentan varios fallos al mismo tiempo, en el visualizador multifuncional  del cuadro de instrumentos se muestra el texto informativo correspondiente al fallo de mayor prioridad.

Por: José Martín Aquije Huayanca, Instructor de Mecatrónica Automotriz de IDAT

Recomendado para ti

Trademark

Trademark

Trademark

Trademark