Válvula de descarga
mecánica

Función de la válvula de descarga

Las bombas de engrase en su funcionamiento suministran una cantidad de aceite con una presión que depende directamente del número de revoluciones del motor.

Por este motivo, puede llegar un momento en que la presión sea excesiva, ocasionando un gasto inútil de energía y un elevado riesgo de avería en la instalación. 
Para evitar los inconvenientes expuestos se instala en los motores una válvula de descarga, que se acopla en la misma bomba de engrase o en el circuito principal de engrase, la cual cumple en el circuito tres misiones importantes:

  • Descargar al cárter el aceite sobrante cuando el aumento de velocidad del motor hace excesiva la presión proporcionada por la bomba.
  • Regular la presión de aceite, ajustándola al estado y holguras del motor.
  • Servir como dispositivo de seguridad, ya que descarga el aceite al cárter cuando por obstrucción en las canalizaciones la presión suministrada por la bomba puede dar lugar a sobrepresiones peligrosas en los conductos del motor.

El funcionamiento de la válvula se basa en el desplazamiento de un pequeño émbolo o bola, que cierra, por medio de la acción de un muelle tarado a la presión de engrase que se necesita. Cuando la presión del aceite suministrado por la bomba sobrepasa un valor determinado, la bola se desplaza venciendo la fuerza del muelle y parte del aceite retorna al cárter por un conducto alternativo. 
La presión que proporciona la bomba de engrase, se puede regular desde el exterior por medio de un tornillo, dando mayor o menor presión al muelle que empuja a la bola hacia su posición de cierre.
La presión de engrase en el motor varía entre 0,5 y 1 bar a ralentí, y de 3 a 5 bar de presión máxima medidas con el motor a temperatura de régimen.



Copyright © 2009 - 2019 Nitro! es marca registrada de Visual Art. Todos los derechos reservados.